fbpx
lunes, 26 febrero 2024

Área Privada AD'IP

spot_img
spot_img

Entrevista a Luis Nevares Moro – Revista AD’IP N.º 49

REVISTA AD’IP N.º49 – SEPTIEMBRE – OCTUBRE 2022 

SECCIÓN INTERESA AL PROFESIONAL – HACIA UNA NUEVA NORMA, SE ACUERDA EL GRUPO DE TRABAJO

Luis Nevares Moro

Ingeniero Técnico Industrial – MBA por la EOI – Presidente de AFONCASA – Presidente de CNI

REVISTA-AD'IP-48-Entrevista-Luis-Nevares-Moro-800x800“No me obsesiona crecer sino hacer las cosas bien. Un proyecto lleva a otro y mientras haya actividad sucederán cosas”

.

 

Desde AD’IP Asociación Española se quiere agradecer, en primer lugar, la buena sintonía y disposición por trabajar en mejorar el sector, la profesionalidad de los Instaladores y la calidad en los acabados, todo ello con la aceptación de elaborar una norma que permita fijar una pautas mínimas o procedimientos de actuación para los trabajos y profesionales que intervengan en los trabajos de Construcción Seca, con el objetivo de mejorar la coordinación en obra, la calidad y acabados finales de las instalaciones, así como para la mejor satisfacción y beneficio del contratante y del usuario final.
La presencia de FENIE, la Federación Nacional de Empresarios de Instalaciones de España, y la de CNI, Confederación Nacional de Instaladores y Mantenedores, ha sido una importante suma a esta mesa de trabajo. Desde la Asociación se quiere poner en valor esta participación conociendo más sobre sus organizaciones y representación. En esta publicación se tiene la oportunidad de conversar con el Presidente de CNI, Luis Nevares Moro.
CNI, la Confederación Nacional de Instaladores y Mantenedores, está formada por Asociaciones Provinciales de empresas instaladoras de toda España. Sus más de 5.000 empresas asociadas se dedican a las instalaciones en edificios y su mantenimiento, englobando calefacción, aire acondicionado, refrigeración, ventilación, fontanería, electricidad y protección contra incendios. Su objetivo es promover la eficiencia energética y ahorro de energía en las instalaciones técnicas de edificios; el uso de las energías renovables, la defensa del medio ambiente, una formación profesional de calidad y el asesoramiento profesional a usuarios.
CNI tiene una Asamblea General de Socios formada por sus Asociaciones Provinciales miembro, que se reúnen una vez al año, y una Junta Directiva que está formada por los Presidentes de estas Asociaciones miembro y que se reúnen cuatro veces al año haciendo un seguimiento de los objetivos de la Confederación. El Comité Ejecutivo es quien trabaja en la consecución de los objetivos de CNI y ejecuta la estrategia anual y el plan de trabajo aprobado por la Junta Directiva. Está formado por 6 profesionales del equipo de trabajo y Asociaciones provinciales. El Comité Técnico, formado por 15 profesionales expertos de toda España, colabora de forma regular y permanente con CNI en Comités, Jornadas Técnicas, Congresos y redacción de artículos técnicos, documentos, informes, hojas de cálculo, etc. Estos profesionales representan a CNI en numerosos Comités Técnicos nacionales y europeos, plataformas y foros profesionales, aportando sus conocimientos y experiencia. Ingenieros Técnicos Industriales o Ingenieros Técnicos todos ellos, algunos empresarios o expertos en formación, y otros son con carácter permanente. El equipo permanente de trabajo dentro de la organización está formado por 4 personas, en las áreas de Dirección, Finanzas, Marketing y Administración.
CNI-LUIS-NEVARES-REVISTA-AD'IP-4
Luis Nevares Moro, Ingeniero Técnico Industrial, MBA por la EOI y joven empresario de 41 años, gerente de la empresa familiar Instalaciones NEVARES, S.A. y en la que ha trabajado desde muy joven acumulando una importante experiencia, es Presidente de AFONCASA, Asociación de Empresarios de Climatización, Fontanería, Calefacción, Saneamiento y Afines de Asturias y, desde el 27 de abril de 2022, es también Presidente de CNI, Confederación Nacional de Instaladores y Mantenedores, de la que hasta la fecha ostentaba el cargo de Vicepresidente.
Su madre supo lo que significaba vivir dentro del entorno de una empresa familiar y su padre, Manuel Nevares Vega, que también llegó a trabajar en esa empresa, fundaba en 1987 su propio negocio, teniendo ya como formación la titulación en Oficialía Industrial y su posterior carrera universitaria de Ingeniería Industrial, unos pasos que usted ha seguido y continuado a partir de aquel proyecto. Ser empresario y mantener una plantilla de trabajadores cualificados es hoy en día una gran proeza, si se me permite expresarlo así, y más si cabe desde el prisma de los que conocemos lo que implica la continuidad de una empresa familiar en el tiempo. ¿Cómo fue el inicio de la empresa, qué valores le ha aportado ser esa segunda generación y qué responsabilidades ha llevado también consigo estar al frente de una empresa que lleva su apellido?

Mi abuelo materno era propietario de la mayor parte de una empresa instaladora junto con otros dos socios, falleció joven de un infarto y mi padre se hizo cargo durante un tiempo de dicha empresa. Luego fundó NEVARES, S.A., en la que desarrollamos toda nuestra vida laboral. Como observa, llevo el gen en la sangre y espero conservarlo.
Los inicios imagino que fueron duros, mucho trabajo y dedicación, y muchas horas empleadas en hacer empresa. Habían menos medios que ahora, así que uno da por sentado que, al estar menos industrializados y digitalizados los trabajos, todo se alargaba más tiempo. Mi padre siguió emprendiendo e hizo que la empresa fuera con los tiempos implantando diferentes departamentos, entre ellos el técnico, que es de gran importancia en una instaladora, y proyectando y ejecutando actividades de mayor envergadura.
Lo difícil es conseguir una posición de respeto en el mundo empresarial. Quizá el capital más valioso que tiene una empresa sea la seriedad de cara al cliente, cómo te percibe, y eso se gana con mucho tiempo pero también se pierde fácilmente. Esto puede sonar a muy repetitivo, pero es una realidad que uno debe de tener muy presente. Como bien comenta usted, la empresa lleva nuestro apellido y, aunque parezca que no, es un plus de responsabilidad porque uno es identificado rápidamente, para lo bueno y para lo menos bueno.
Tesón, trabajo, humildad y visión. Esas cuatro cualidades son innegociables, a no ser que seas un talento de la naturaleza y, personalmente, no creo que haya tantos.

“Quizá el capital más valioso que tiene una empresa sea la seriedad de cara al cliente, cómo te percibe, y eso se gana con mucho tiempo pero también se pierde fácilmente”

Usted es Presidente de AFONCASA, la Asociación de Empresarios de Fontanería, Calefacción, Saneamiento y/o afines en Asturias y también el actual Presidente de CNI, desde finales del mes de abril de este año y a partir en una elección muy consensuada, de la que es la Confederación Nacional de Instaladores. Ambas asociaciones tienen ya un largo recorrido en el tiempo, desde 1977 en el caso de AFONCASA, siendo socios fundadores de la actual CNI, cuyos orígenes ya se remontaban a 1.973 desde la anterior Asociación Española de Instaladores. El representar a este importante y amplio espacio profesional a nivel de toda España entraña muchas responsabilidades. ¿Cómo le ha ayudado la experiencia ya importante de su representación regional, además de una anterior vicepresidencia, para asumir con seguridad y bajo la responsabilidad que ello supone, esta nueva presidencia? ¿Cuáles son las funciones que le corresponden como Presidente?

Lo primero es tener presente que estas asociaciones existen gracias a un gran trabajo desarrollado por diferentes personas a lo largo de su historia, con gran profesionalidad y rigor. Es importante tener presente esta visón del pasado porque te ayudará a mejorar el presente y a tener proyección de futuro.
Nuestra asociación regional está integrada, al igual que CNI, por grandes profesionales, lo que permite que el trabajo fluya de una manera positiva y gratificante.
En CNI estamos integradas las asociaciones provinciales que nos reunimos en Asamblea General. Luego la Junta Directiva está representada por los presidentes de cada provincial. Existen dos comités; el técnico y ejecutivo, de reciente creación, integrados por profesionales y miembros de la Junta Directiva.
Como Presidente, ante una y otra, me toca poner aún más en valor la Asociación, adecuarla a los tiempos y velar por la unión, no sólo de los asociados, también del sector, pues es muy importante la sinergia que se puede generar entre diferentes asociaciones aún dedicándose a otros menesteres laborales. Todo es un círculo y las conexiones entre unos y otros son de vital importancia. En el logotipo de CNI se puede apreciar el valor que le damos a ello.
CNI-LUIS-NEVARES-REVISTA-AD'IP-2-2Quizá, los que trabajamos dentro del seno de las Asociaciones y para ellas, deberíamos de hacer más pedagogía sobre la importante labor que se desarrolla desde ellas y, no tanto para destacar el trabajo en sí de cada uno, sino el valor que supone el tiempo y dedicación que muchos empresarios ponen al servicio de una profesión y de forma totalmente altruista. Esto, a lo mejor ayudaría a tener mayor implicación y ayuda de todos, y a poder sumar más acciones con un objetivo común de mejora de la profesión, mejoras para los empresarios, sus trabajadores y la calidad de los trabajos. ¿Cómo destacaría esta labor de los empresarios que se implican en ellas, desde su experiencia de trabajo en las Asociaciones Profesionales? ¿Cuáles son logros que a través de esa implicación y trabajo destacaría que se llegan a conseguir y cuáles a los que usted aspira a llegar desde su presidencia y con su nuevo equipo?

Lo primero, es de agradecer a todo aquel empresario y profesional no sólo pertenecer a una asociación, sino que también la dedicación de su tiempo de esa manera altruista que comenta.
Dedicar ese tiempo es invertir en el sector y buscar una mejora global. Hay mucho trabajo a realizar; normativa, Ley de pagos, Ley de garantías, prescripción, guías y documentos técnicos, hojas de cálculo y aplicaciones, reuniones con ministerios, con comités, con otras asociaciones, firma y presencia en manifiestos, viajes de ámbito nacional e internacional, medios de comunicación; todo es tiempo y trabajo. Todo ello, o eres capaz de repartirlo o es imposible llevarlo a cabo. Por eso, es muy importante la unión y la solidaridad.
Se llegan a conseguir algunas metas, no todas, porque muchas veces los intereses de nuestro sector se oponen a otros y desde nuestra posición y recursos es difícil lograr el éxito. Sin embargo, hay una cuestión que tenemos muy clara y es que nosotros vamos a defender todo lo que tiene que ver con proyectos e instalaciones bajo los criterios técnicos, de seguridad y de eficiencia. Lo haremos con vehemencia y razonadamente.
Me gustaría potenciar la figura del instalador como un profesional reglado, formado, responsable y capaz de desarrollar los trabajos y proyectos que demanda la sociedad actual. Tenemos que ser capaces de ver que somos esenciales en el funcionamiento de la sociedad, en el día a día, y eso es así; agua, energías fósiles y energías renovables son las responsables de que esto así sea.
Hay dos retos importantes como sector: la descarbonización de las instalaciones térmicas y la integración total en Europa, donde ya estamos trabajando fuertemente, pues es donde se desmenuza toda la normativa y donde se realizan las propuestas. De esa fuente es de donde bebemos, lo que viene de allí es lo que llega a los ministerios.

“Me gustaría potenciar la figura del instalador como un profesional reglado, formado, responsable y capaz de desarrollar los trabajos y proyectos que demanda la sociedad actual”

Desde el sector que representa AD’IP Asociación Española se observa con respeto y con admiración su espacio representativo y los avances en la profesionalización y regulación que tienen, pero compartiendo también objetivos y carencias. Unas de las herramientas más importantes de trabajo son los datos reales del tejido empresarial del sector, el peso específico que se tiene en la economía y a nivel de empleo. ¿Cómo son de importantes estos datos para el trabajo y reuniones con la Administración, Fabricantes y otros colectivos y cómo pretende llevar a cabo ese estudio estadístico sobre el tejido empresarial que representan?
Hilando a lo que antes comenzaba a comentar, relativo a la importancia en el día a día de nuestra actividad, es muy importante que no sólo lo sepamos nosotros, hay que dar visibilidad a las cifras y sobre todo de cara a la administración. Los fabricantes ya lo saben, por aquello de la oferta y la demanda. Cuanta más cuota empresarial, más atento te escuchan, resulta obvio.
Hay un tema muy claro y es que estamos acostumbrados a proponer o dirigir mediante ideales cuando realmente hay que hacerlo con datos.

“Creemos que la formación debe de ser reglada, fijada a largo plazo, mínimo 2-3 años, y que esté comprendida por periodos entre empresa y centro”

Desde las Asociaciones que representamos a Empresas Instaladoras ponemos en valor la importancia de la figura clave que supone “el Instalador”, responsable último de la adecuada colocación y aplicación de los materiales y productos que se fabrican y, a su vez, el responsable también de la colocación, de acuerdo con las normas y sistemas establecidos, así como de la futura experiencia del usuario final. ¿Cree que se le da al Instalador el reconocimiento adecuado? ¿Cómo destacaría en su sector la importancia de los profesionales a los que representa?

Los primeros que nos tenemos que valorar somos nosotros. A partir de ahí, si nos exigimos bajo los criterios de profesionalidad y comentados antes, haremos que el Cliente nos perciba como lo que realmente somos.
Tenemos que ser capaces de poder explicar al Cliente todo lo que conlleva nuestro trabajo, desde el más básico al más complejo, desde el que necesita su legalización hasta el que no. Como dije antes, somos esenciales en el día a día y eso conlleva una responsabilidad.
CNI-LUIS-NEVARES-REVISTA-AD'IP
De izqda. a dcha., abajo, Juan Antonio Peña- Tesorero, Luis Nevares- Presidente, Blanca Gómez- Directora. De izqda. a dcha., arriba, Juan Burgaleta, Miguel Erice, Raúl de la Peña, Juan de Dios Gómez- Vicepresidente, Álvaro Alonso y Andrés Salcedo- Vicepresidente
En 2023 CNI celebrará su 50 aniversario bajo su presidencia. Será para usted, sin duda, una celebración de gran transcendencia dentro de su responsabilidad y para todos los profesionales que han sido protagonistas de su historia y logros en el tiempo. En 50 años han cambiado muchas cosas, pero afrontamos también ahora, como ya nos comentaba, unos tiempos en los que se han acelerado los cambios hacia unas nuevas fuentes de obtención de energía y, como usted añadía, ha llegado el futuro antes que las leyes y las infraestructuras para ello. ¿Cómo preparan esa celebración, cómo ve el avance en su profesión para los próximos años y cómo cree que va a cambiar el actual perfil profesional y las soluciones a aplicar?

Con mucha ilusión y cariño. 50 años demuestran el gran trabajo de todos los implicados desde su fundación y, cómo ambos hemos comentado anteriormente porque sabemos lo que se significa, destacar que se haya conseguido altruistamente.
Si echamos la vista atrás vemos toda la evolución que ha tenido el sector. Me gusta destacar la palabra “evolución” porque aquí no funcionamos a golpe de idea feliz; es un desarrollo técnico y de investigación mejorando lo existente. Lo es a nivel de ingeniería y a nivel de ejecución.
Comentarle que respecto a esto hemos creado un Comité para organizar este aniversario y esperamos que todo salga como queremos y está previsto.
En esa línea del nuevo Profesional más técnico y mejor cualificado, desde las Asociaciones que representamos a las Empresas Instaladoras, que son las que realmente van a emplear a los alumnos que ahora se están formando, o a esos trabajadores que están realizando cursos para la obtención de un certificado profesionalidad (y que en muchas ocasiones parece olvidarse), reclamamos una mayor implicación y que se nos tenga más en cuenta para trasladar qué tipo de profesionales necesitamos y cómo debe de orientarse y centrarse su formación. ¿Cómo valora esa participación desde las Asociaciones y cómo están trabajando ustedes en ese sentido?

CNI-LUIS-NEVARES-REVISTA-AD'IP-3Desde las asociaciones provinciales se mantienen reuniones con las consejerías y con los centros de formación públicos y privados. Desde la nacional recogemos las propuestas, la información de las reuniones mantenidas y damos traslado al ministerio de turno.
Creemos que la formación debe de ser reglada, fijada a largo plazo, mínimo 2-3 años, y que esté comprendida por periodos entre empresa y centro. La famosa FP dual de la que se habla. Mientras, tendremos que capear el temporal y solventar la escasez de profesionales con otras fórmulas más cortoplacistas.
Como una de muchas otras acciones en las que participamos, también desarrollamos programas de formación para América. Volvemos a aquello del círculo de la vida…
Desde AD’IP Asociación Española se ha promovido e impulsado la iniciativa de crear unas pautas mínimas o procedimientos de actuación para los Profesionales que intervengan en los trabajos de Construcción Seca, con el fin de mejorar la coordinación en obra, la calidad final de los trabajos y la mejor satisfacción del contratante y del usuario final. Una mesa de trabajo que permita llegar al desarrollo de una nueva Norma. Desde CNI, desde el primer contacto con su Directora, Blanca Gómez García-Verdugo, quien desarrolla una gran labor profesional y con gran compromiso, tenemos que destacar el interés mostrado y la respuesta afirmativa por sumarse a esta iniciativa, junto todo el apoyo para su puesta en marcha. ¿Cómo valora esta iniciativa, desde la ya amplia y extensa participación de CNI en el desarrollo de normas, y cómo cree que puede mejorar la coordinación en obra de los distintos gremios con ella? Desde su experiencia en obra ¿Cuáles son los principales puntos de que precisan mayor coordinación y criterio consensuado de actuación compartida?

Soy un defensor de que los proyectos deben de ser trabajados por los diferentes profesionales que lo integran desde su inicio. Es la manera de que, una vez llegado el día de ejecución, todo sea más fácil, pueda elaborarse una adecuada planificación y todos tengamos claras nuestras competencias y responsabilidades. De esta manera todo son bondades, pues la ejecución se realizará en tiempo y forma, el Cliente final percibirá orden y profesionalidad y todos ganaremos. Claro está que algún tema intempestivo surgirá, pero fijo que menos de la mitad de problemas que si no le hubiéramos dedicado tiempo antes.
Para terminar esta entrevista que le agradecemos, así como su cercanía y gran disponibilidad en todos los contactos directos establecidos, a pesar de los numerosos compromisos que nos constan que figuran en su agenda, ¿tiene alguna aspiración profesional a la que le gustaría poder llegar, dentro de su propia empresa o desde la representación de su sector, y alguna de carácter personal que nos pueda contar para esa mirada a un futuro?

No me gusta mucho hablar de mí a nivel futuro. Sólo pido salud para poder seguir emprendiendo día a día y poder mejorar lo presente. No me obsesiona crecer sino hacer las cosas bien. Un proyecto lleva a otro y mientras haya actividad sucederán cosas. Si alguien fabrica un tornillo también existirá una tuerca, una herramienta, una máquina de fabricación, mantenimientos… es cuestión de mantenerse activo y tener espíritu de emprender, día a día, no a base de idea feliz.
Fuente: Revista AD’IP N.º 49– Extracto de la Sección Interesa al Profesional – Hacia una nueva Norma, se acuerda el Grupo de Trabajo – Entrevista realizada y dirigida por Jesús M.ª Sánchez Traverso – Secretario General de AD’IP Asociación Española.






Artículos relacionados

spot_img

últimos artículos