LA ECONOMÍA CIRCULAR, CLAVE PARA GARANTIZAR LA SOSTENIBILIDAD EN LA EDIFICACIÓN Y EL CONFORT DE LAS PERSONAS

Publicado en: Noticias Colaboradores, PLACO

Saint-Gobain Placo, compañía referente en soluciones constructivas en yeso, trabaja bajo los valores y principios del respeto a la seguridad y salud de las personas y al medio ambiente. Siguiendo estos principios, practica un modelo de gestión de sus instalaciones que permite fijar unos objetivos cuantificables en materia de protección del medio ambiente, así como evaluar y controlar regularmente esos objetivos.

 

Consciente de la importancia de proteger el medioambiente, el grupo Saint-Gobain es firmante del Pacto de las Naciones Unidas de 2003 (Global Compact) y del Acuerdo de París de 2015, donde se fijaron los objetivos de desarrollo sostenible (ODS). La Unión Europea publicó ese mismo año el Plan de acción en Economía Circular, que consiguió grandes avances, y este mismo año se ha publicado un nuevo plan a través del cual se pretende dar el salto definitivo para cambiar el modelo económico de una economía lineal a una economía circular, primero en Europa, y después impulsar este modelo en el resto del mundo.

 

Abrazando todos los compromisos adquiridos por Saint-Gobain en el mundo y en Europa, el grupo francés fue consciente de que, en algunos casos, el ciclo de vida de sus productos estaba abierto, ya que, al final de la vida útil de los edificios, estos eran desmontados o demolidos con destino al vertedero. Lo mismo sucedía con aquellos restos de sus productos que durante la ejecución de obra no se podrían utilizar (recortes principalmente).

 

La búsqueda de soluciones a este problema llevó al grupo, de una manera natural, al ECODISEÑO, un proyecto sólido de carácter nacional cuyo objetivo final es garantizar la sostenibilidad en la edificación y el confort de las personas.

 

En la actualidad, Saint-Gobain Placo es el único fabricante de placa de yeso laminado (PYL) en España que ha sido autorizado para el reciclaje de residuos de construcción de yeso, cuyo código LER (Lista Europea de Residuos) es el 17 08 02.
Con el objetivo de impulsar una cultura medioambiental sostenible centrada en el ECODISEÑO, Placo® centra su política de reciclaje de los residuos de construcción y demolición basándose en la evaluación del ciclo de vida de sus productos, permitiendo reutilizarlos al final de su vida útil.

 

Pero para llegar a ello, desde Placo® subrayan la importancia de involucrar a todos los agentes implicados para poder lograr un desarrollo efectivo de una economía circular, desde los ciudadanos, con nuestros hábitos de vida, pasando por una transformación de la empresa y sus productos para hacerlos circulares y sostenibles, y finalizando en los gobiernos, que deben liderar el cambio para lograr un estilo de vida sostenible.

 

En este sentido, Placo® reconoce el largo proceso y los obstáculos con lo que se ha encontrado hasta llegar al actual proyecto que tiene en marcha. Tras solicitar todos los permisos y autorizaciones legales necesarias para ser gestores de residuos de yeso, se dieron cuenta de que el reciclaje era algo nuevo en este sector.  Además, el negocio no era especialmente favorable a este tipo de proyectos ya que no siempre eran prioridad para los actores implicados (promotores, constructores, Administraciones Públicas, etc.) donde especialmente estas últimas debían jugar un papel importante en la dinamización del proceso.

 

Por ello, la compañía explica que las claves de su éxito han sido conciliar los intereses de todos los agentes (instaladores, constructoras, promotoras, Ayuntamientos, gestores intermedios, etc.) y buscar alianzas que les permitiesen demostrar que el proyecto era plenamente eficaz, pero sobre todo útil y necesario para la sociedad.

 

Así, lo que comenzó como un proyecto en colaboración con unas pocas empresas y algunos organismos públicos, se ha convertido hoy en día en un proyecto sólido que esperan continúe avanzando.

 

Proyecto piloto con el Ayuntamiento de Getafe
El Ayuntamiento de Getafe ha sido el primer ayuntamiento de España en colocar contenedores exclusivos de placa de yeso laminado para que sus ciudadanos puedan reciclar en los puntos limpios aquellos residuos de PYL que generen en sus obras y reciclarlos posteriormente.

 

Gracias al acuerdo firmado con Saint-Gobain Placo, estos residuos son reciclados en las instalaciones de Placo®, generando un menor consumo de materia primas, reduciendo el volumen de residuos enviados a vertedero y, por tanto, minimizando el impacto ambiental, a la vez que se contribuye al bienestar de la ciudadanía de Getafe.

 

Desde los puntos limpios de Getafe también se llevan a cabo labores de educación ambiental en lo que a placa de yeso laminado se refiere, informando a sus ciudadanos de qué tipo de placas se pueden reciclar y por qué, a través de unas maquetas demostradoras suministradas por Placo®.

 

A su vez, Saint-Gobain Placo colabora en todo momento en la mejora del servicio, tanto desde un punto de vista medioambiental, como en seguridad y salud, con diversos consejos prácticos.

 

Tras este proyecto piloto, la compañía asegura que otros ayuntamientos se irán sumando al proyecto en un futuro próximo.
La importancia de promotoras y constructoras
Desde Saint-Gobain señalan que las promotoras y constructoras son una pieza fundamental dentro de la economía circular de todos los productos de construcción.

 

Como productores de residuos de dichos productos son los encargados de, por un lado, buscar la mejor vía medioambiental para evitar que estos residuos generados lleguen al vertedero (minimización, reutilización, reciclaje o valorización), y, por otro, deben soportar, de una u otra manera, el coste de dichas operaciones.

 

Por ello, desde Saint-Gobain fomentan una relación muy estrecha con promotoras y constructoras para ayudarles en lo posible en la economía circular de sus procesos.

 

Una de las últimas acciones implementadas por Placo® ha sido la firma de un acuerdo con la constructora ARPADA para la realización de un concurso de reciclaje de placas de yeso laminado en sus obras. El objetivo es la motivación de sus equipos para que la calidad del reciclaje y la concienciación sobre el medio ambiente y la importancia de la economía circular aumenten durante la ejecución de sus obras.

 

Club de Excelencia en Sostenibilidad
Placo® es uno de los líderes del Observatorio Español de Economía Circular, puesto en marcha por el Club de Excelencia en Sostenibilidad con el asesoramiento del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA).

 

Es una asociación empresarial sin ánimo de lucro compuesta por un grupo de grandes empresas que apuestan por el crecimiento sostenible desde el punto de vista económico, social y medioambiental. Su misión es impulsar la sostenibilidad desde el ámbito empresarial compartiendo y divulgando prácticas empresariales para contribuir a la excelencia de las empresas y al progreso de la sociedad.

 

Saint-Gobain Placo es Patrocinador de la Comisión de Economía Circular del Club, participando y organizando diferentes eventos para fomentar la economía circular en la industria y la sociedad.

 

Más información sobre Saint-Gobain Placo en www.placo.es
 
Placo® es líder en fabricación de yeso y placa de yeso laminado (PYL), ofreciendo sistemas constructivos completos para el sector de la edificación. Pertenece al Grupo Saint-Gobain, líder mundial en confort y sostenibilidad, que ha sido reconocida como una de las 100 compañías más innovadoras del mundo, con más 350 años de historia.
Saint-Gobain Placo ofrece una amplia gama de soluciones innovadoras en yeso, para el acondicionamiento y construcción de edificios nuevos y en renovación. Estas soluciones contribuyen a optimizar la eficiencia energética de los edificios, minimizando el impacto medioambiental, integrando la economía circular como pilar de su estrategia.
La visión de Placo® es ser la opción preferida para los sistemas constructivos en base yeso, de interior y exterior, a través de la innovación. Los Sistemas Placo® están diseñados para superar las exigencias del CTE, especialmente en sus apartados de seguridad en caso de incendio, ahorro energético y protección frente al ruido, además de cumplir con las expectativas y necesidades de los usuarios.