fbpx
martes, 29 noviembre 2022
spot_img
spot_img

Ángel sin trabajo o Diablo encerrando a su conciencia

Todos tenemos que trabajar como un Equipo, en caso contrario todos nos veremos afectados.

El Jefe de Obra planifica, organiza, dirige, controla, evalúa…

“Dime cómo me comporto, soy un Ángel sin trabajo o un Diablo encerrando bajo llave a mi conciencia para continuar en mi puesto de trabajo”

Ángel-o-demonio-AD'IP-Asociación-EspañolaEs la frase de un Gran Profesional de la Obra abatido por la situación. Los precios están subiendo de una forma inesperada y afectando en gran medida a todas las obras presupuestadas, en las que la gran diferencia de precios no afecta a todas las partes intervinientes por igual. Y es que no hablamos de Revisión de Precios de los Contratos de Obras, ni de sus Fórmulas de Revisión de Precios definidas. Se trata de una fórmula muy particular que algunas empresas emplean para cuadrar sus números a costa de las subcontratas y con un ejecutor al que le obligan a olvidar su profesionalidad.
Es la frase de un Jefe de Obra al que le condicionan a contratar al precio más bajo. Pero ahí no queda esto. Ya no es suficiente la estrategia de buscar el error en el proyecto para negociar con la Dirección Facultativa y para obtener la máxima compensación por cubrir ese fallo, un fallo que todos durante la cadena del proceso podemos cometer y que trabajando en Equipo se superan. Ahora además se trata de una estrategia de contratación que consistente en conseguir la contratación al precio más bajo, sin tener en cuenta nada más, prometiendo compensaciones futuras y a sabiendas que esta contrata no llegará a terminar la obra, no se le dejará retirar materiales y no se le liquidará el trabajo realizado. Siempre se encontrará otra que termine y la operación será finalmente mucho más rentable, pese a que esto le cueste “la vida” a una empresa que está comenzando o a la que su infraestructura y economía está ya muy tocada tras la pandemia.
Tremendo resumen de este Jefe de Obra con gran trayectoria, con muchas obras ejecutadas en toda su carrera, con una gran relación con sus proveedores y un gran concepto de creación de Equipos de trabajo. Después de trabajar para varios promotores y constructoras ha dado con una empresa que le traslada estas instrucciones y le exige que las lleve a cabo de esta forma, con la argumentación de poder así salvar el beneficio esperado de esta Obra.
Afortunadamente la mayoría de empresas del sector son honestas y responden a una conducta adecuada que nos hará seguir avanzando y creciendo en nuestro sector, y sobre todo gracias a estos Profesionales que anteponen su ética e integridad a conductas que deterioran a la economía y la continuidad de las empresas.

“Decidí que no soportaría esa carga de conciencia, de engañar y jugar con el futuro de empresas y trabajadores por intentar anteponer mi sueldo y puesto de trabajo, porque lo que estaría haciendo realmente sería participar en algo mucho peor y siendo yo la cara visible y el ejecutor de esta retorcida, usurera y denigrante actuación premeditada”

Son muchas las llamadas, experiencias, situaciones y testimonios que llegan de toda España a una Asociación representante sectorial como AD’IP Asociación Española. Hoy la coincidencia de dos testimonios que se unen a otros anteriores motivan esta publicación, con la esperanza de hacer reflexionar y que estas malas prácticas puntuales sean totalmente marginales y no se repitan.
Gracias a este Jefe de Obra que conocía a unas de estas subcontratas y que iban a aceptar trabajar en la Obra por él, por la confianza de los años compartidos de trabajo en Equipo en otras empresas, y que renunció a llevar a cabo esta práctica exigida.
La Profesionalidad, el cumplimiento de nuestras responsabilidades en materia Fiscal y Laboral, de las medidas de Prevención de Riesgos Laborales y Salud en el Trabajo, y de una Ética Profesional nos conducirán siempre por el mejor camino del crecimiento y el éxito empresarial.
Seguro que pronto nos vemos en un nuevo trabajo, porque a los grandes profesionales como Usted siempre se les espera cerca. Gracias, Sr. Jefe de Obra, por elegir ser siempre Ángel que Demonio, por guiarse por una Ética Profesional que por encima de todo siempre le acompaña.

 







Artículos relacionados

spot_img

últimos artículos